Blog Fundación Reforestemos

21.06.18

Realizamos una nueva donación de árboles nativos a apícultores de la región del Maule.

Siguiendo con nuestra misión de reforestar zonas dañadas por los incendios forestales del verano de 2017 y apoyar a los pequeños y medianos productores apícolas, realizamos una nueva donación de árboles nativos, esta vez de 16.000 nuevos quillayes.

En esta oportunidad los beneficiarios fueron pequeños y medianos productores de la séptima región, pertenecientes a la Mesa Apícola del Maule, la que congrega a cinco agrupaciones y 33 particulares de la industria.

Es importante tener en conocimiento que en la región del Maule, el sector apícola aporta el 15% nacional de miel y cerca 12.748 colmenasfueron dañadas durante los incendios del 2017, perjudicando cerca del 50% de la producción apícola nacional.

“El Quillay tiene enormes beneficios, ya que colabora con la polinización, por lo tanto es esencial en el desarrollo económico de los pequeños y medianos productores apícolas de esta zona. Así, plantando esta especie, no sólo estamos aportando a la economía, sino que además estamos colaborando en la recuperación de estas zonas y devolviendo a nuestro país su biodiversidad”, son las palabras de nuestra directora ejecutiva, Suzanne Wylie.

Sobre la actividad, la Presidenta de la Mesa Apícola del Maule y Seremi de Agricultura de la misma región, Carolina Torres, comentó: “La entrega de árboles nativos como el quillay a apicultores muestra la importancia de un trabajo de colaboración que permite múltiples beneficios, ya que es una especie de interés para la alimentación de las abejas que se traduce, tanto en mejor calidad y producción de miel como mejor rendimiento para la polinización, ambas actividades de suma importancia en la región del Maule. Al mismo tiempo permite aportar a la reforestación necesaria después de los incendios forestales que afectaron el ecosistema de nuestra región”.

Revisa fotos de la actividad

 

 

Sin Comentarios.